Skip to content

Tres Naciones: Después de que los Pumas empaten contra los Wallabies, Mario Ledesma prepara la rotación para jugar con los All Blacks

El entrenador explicó que en el próximo partido contra los neozelandeses el equipo necesitará "energía y frescura".

Tres Naciones: Después de que los Pumas empaten contra los Wallabies, Mario Ledesma prepara la rotación para jugar con los All Blacks

Tres Naciones: Después de que los Pumas empaten contra los Wallabies, Mario Ledesma prepara la rotación para jugar con los All Blacks

Los Pumas empataron con los Wallabies en su segunda aparición en las Tres Naciones 15-15 después de derrotar a los All Blacks en su debut. Algunos de los jugadores, en particular Nicolás Sánchez, Juan Imhoff y Emiliano Boffelli, terminaron el partido con algunos inconvenientes, lo que probablemente impulsará al entrenador de la selección nacional Mario Ledesma a hacer algunos ajustes para el próximo partido.

“Esperaremos a ver qué dicen los fisioterapeutas, pero también desde el principio nuestro plan era rotar en el tercer juego y dar a otros niños la oportunidad de jugar. Lo que necesitamos hoy es energía y frescura”, admitió el entrenador.

Para jugar en las Tres Naciones, los Pumas tuvieron que pasar por tres burbujas de entrenamiento en diferentes países – Argentina, Uruguay y finalmente Australia – y llegaron al torneo casi sin competencia: jugaron sólo dos partidos amistosos contra un equipo alternativo australiano, ya que los jugadores principales ya estaban convocados a los Wallabies.

“Esto era algo que se suponía que nos iba a pasar en las condiciones que habíamos preparado, lo único que surgió un poco antes. Estudiaremos con los preparadores físicos y el personal y veremos qué decisiones tomamos”, explicó Ledesma, refiriéndose al partido contra los All Blacks el próximo sábado a las 5.45am.

Cuando se le preguntó cómo había visto al equipo en el empate contra Australia, Ledesma dijo: “Estoy muy orgulloso de todos los jugadores: los que entraron, los que no entraron y los que fueron a entrenar hoy y ayer por la tarde. Tuvimos una semana difícil y llegamos cansados. La verdad es que fuimos muy vagos”.

Y profundizó en el análisis: “Cuando hablé con los niños después del juego, me dijeron que todos estaban muy cansados. Después de lo que pasó la semana pasada (la épica victoria sobre los All Blacks), fue mucho pedirles que hicieran un esfuerzo similar de nuevo. Australia lo sabía y quería aprovecharlo, así que jugaron codo con codo con nosotros y todas las líneas rápidas, no nos dejaron descansar.

Concluyó diciendo: “Estoy muy orgulloso de lo que los chicos han hecho espiritualmente hoy, se trataba de creer y seguir creyendo. Empezamos la segunda mitad con tres penaltis y una falta amarilla sobre Juli Montoya y los chicos siguieron creyendo. Lo que sentimos fue que las cosas podían cambiar si presionábamos un poco el marcador. Nuestros primeros tres puntos llegaron en la segunda mitad, empezaron a dudar un poco y las cosas no les resultaron tan fáciles. También tuvimos a Nico Sánchez, que está caminando sobre el agua en este momento.