Skip to content

El Gobierno revocó la reforma de las Fuerzas Armadas de Macri

Los cambios, que habían sido introducidos por el anterior Presidente, los facultaban para incorporar personal civil y actuar contra delitos como el terrorismo.

El Gobierno revocó la reforma de las Fuerzas Armadas de Macri

El Gobierno revocó la reforma de las Fuerzas Armadas de Macri

El gobierno nacional decidió revertir la reforma militar del gobierno de Mauricio Macri, que otorgaba a las fuerzas armadas facultades para integrar al personal civil y combatir delitos como el terrorismo, el contrabando, la trata de personas, el lavado de dinero y el narcotráfico.

Los decretos derogados, que ampliaron las facultades de las fuerzas armadas, son el 683 de 23 de julio de 2018 y el 703 de 30 de julio de 2018.

Por una parte, se devuelve al Ministerio de Defensa la facultad que Macri había delegado en los jefes de las fuerzas en 2016 de recibir al personal civil, determinar las asignaciones de misiones, decidir sobre los despidos y jubilaciones obligatorias y conceder ascensos, permisos y licencias disciplinarias a los suboficiales.

Por otra parte, se reintroducen en el ámbito de acción de las fuerzas armadas las disposiciones del texto original del Decreto 727/06, que había definido como tarea principal la defensa contra toda “agresión de origen externo” por parte de las fuerzas armadas de otros Estados.

“Agresión de origen externo” se define como “el uso de la fuerza armada por un Estado contra la soberanía, la integridad territorial o la independencia política de nuestro país o en cualquier otra forma incompatible con la Carta de las Naciones Unidas”.

A través de un comunicado, la CTA obrera apoyó la decisión del presidente Alberto Fernández de retomar la doctrina que existió durante el kirchnerismo, que establece que “el instrumento militar no puede ni debe actuar en la órbita de la seguridad interna, aún bajo el pretexto de la existencia de las llamadas ”nuevas amenazas” que limitan su acción al campo de la defensa nacional”.

La lectura política de la Oficina Central, presidida por Hugo Yasky, es que la decisión de “restaurar la doctrina democrática de no interferencia del instrumento militar en los asuntos internos cierra el camino a cualquier pretensión de utilización de las fuerzas armadas para la represión”.

“A pocos días de un nuevo aniversario del glorioso 9 de julio de 1816, la decisión del presidente Alberto Fernández devuelve a las Fuerzas Armadas al lugar que les corresponde y de la misma manera honra a los valientes soldados, suboficiales y oficiales que durante todas las luchas por la independencia vieron coronados sus esfuerzos con la Declaración de Tucumán”, concluye el documento firmado por el Secretario de Comunicaciones de la CTA, Carlos Girotti.

Notas relacionadas